GINECOMASTIA: Cirugía de mama de hombres

Cirugía estética Ginecomastia

La ginecomastia es el desarrollo anormal de la glándula mamaria en el hombre. Este trastorno puede estar asociado a determinados medicamentos, la pubertad, trastornos endocrinos pero en muchos casos no se sabe la causa.

En ocasiones conlleva un trastorno psicológico por lo que está indicado para proceder a una cirugía plástica y mejorar la apariencia del torso del hombre.

El procedimiento consiste en quitar la grasa y el tejido glandular de las mamas y en algunos casos se elimina la piel sobrante.

¿Cómo es la intervención?

Primero hay que descartar enfermedades secundarias que puedan provocar la ginecomastia. Puede desaconsejarse en hombres obesos o con sobrepeso e intentar corregirlo con ejercicio o pérdida de peso.
Individuos que tomen alcohol en exceso o fumen derivados del hachis deben cambiar los hábitos previamente para diagnosticar si el problema viene causado por estas causas.
En el caso de la pubertad es conveniente esperar si se resuelve espontáneamente, si no es así, se procederá a la cirugía.
En MAVE se realiza una historia médica completa para descartar enfermedades y encontrar las posibles causas que originan la ginecomastia.
En la mayor parte de los casos en la que predomina el tejido graso la intervención consiste en una liposucción. Se realizan incisiones pequeñas y se aspira la zona a tratar modelando los tejidos circundantes. En casos severos la remoción puede conllevar incisiones mayores en la zona de la aureola.
La intervención dura entre 1 y 1 hora y media según el procedimiento.
Habitualmente se utiliza anestesia local con sedación, y en algunos casos anestesia general.
Se realiza generalmente como paciente ambulatorio

Postoperatorio

Es normal tener molestias los primeros días, pero se tratarán con analgésicos.
Estará hinchado algún tiempo y para ayudar a reducir la inflamación llevará una prenda adaptable que comprima la zona. Se utilizará de forma continua durante la primera semana.
Si hay puntos de sutura se retirarán en 1 o 2 semanas tras el procedimiento.
Se debe evitar la actividad física hasta que transcurra el tiempo de recuperación de la zona y evitar ejercicios pesados o levantamiento de cargas.
Volverá su actividad habitual cuando se sienta bien, 1 o 2 días tras la cirugía.

Riesgos y garantías

Las complicaciones no son frecuentes, salvo las propias de una intervención (infección, lesiones, sangrado, seromas).
La inflamación forma parte del proceso de recuperación de la cirugía.

¿Qué resultado puedo esperar?

El resultado es una apariencia natural con un tórax de aspecto masculino